Por Patricia Moreno Sánchez

 

El doctor Francisco Torres Zenteno dirigente del  Sindicato Nacional de Trabajadores de Seguro Social (IMSS) sección 1 reconoció que existe preocupación que los cambios en la dirección general del IMSS, se retrase aún más la construcción del nuevo hospital de San Alejandro en Puebla.

 

Aseguró que la renuncia del titular , Germán Martínez,  “empantana” todos las negociaciones entre el instituto y el líder sindical nacional, Arturo Olivares Cerna, en beneficio de los miles de derechohabientes del país.

 

“A todos nos desconcertó la renuncia de German Martínez y ello impacta en las negociaciones que habían entablado entre el sindicato y el instituto, espero que se reanude las pláticas para seguir con las negociaciones del Hospital General número 36. Decisión que depende solo del gobierno federal”.

 

Dijo confiar que en un corto plazo el nuevo director general del IMSS, Zoé Robledo y la dirigencia nacional reinicien las pláticas y acuerdos. Al señalar que los trabajadores piden que se respete el contrato colectivo.

 

“Nos interesa que se respete el contrato colectivo, que marca que  la entrega de insumos, materiales y equipo para poder atender a la población derechohabiente y garantizar las bases de los trabajadores”.

 

Recordó que el instituto se rige por régimen tripartito, es decir la cotización de cuotas, de los trabajadores, del empresario y del gobierno federal, por lo que consideró que con una adecuada vigilancia de la aplicación de los recursos, se podrá rescatar al IMSS, lo anterior tras los contenidos de la carta que hizo pública German Martínez, en la cual cuestionar los recortes de personal y la agresiva política de ahorro en el instituto, lo que se traducirá en un peor servicio médico a los derechohabientes.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.